Imbolc y los 5 Elementos ~ Sabbats y Calendario Wicca y Pagano

En este texto, explicaremos la relación entre Imbolc y cada uno de los 5 Elementos: Aire, Fuego, Agua, Tierra y Espíritu.

Autora Sac. Tarwe Hrossdottir


Los 3 Regalos que nos da Imbolc por medio del Elemento Aire

LUZ: Así como desde Mabon comenzamos a trabajar con la oscuridad, Imbolc nos recuerda que todo es cíclico, que es momento de que veamos claramente el camino que nos hemos trazado para una nueva etapa. Es a través del movimiento que genera el Aire, que las nubes se retiran y queda el cielo despejado para que los rayos del sol vuelvan a calentar la tierra y a mostrarnos el Camino.

IMPULSO: El Aire es un medio de comunicación muy importante. Gracias a él se mueven las semillas, el polen, las esporas que fecundan las plantas. Los vientos de esta época, llevan el germen de la vida de un lado a otro, hablándonos de movimiento. El letargo invernal ha llegado a su fin y es tiempo de comenzar a caminar con el viento a nuestras espaldas. Despleguemos las velas para viajar con el viento a favor.

DISCERNIMIENTO: La luz nos permite ver claramente nuestros propósitos y necesidades, pero igual de importante es definir nuestros objetivos. El Aire clarifica la mente llevándose las fantasías que no están bien enraizadas, tal como un viento intenso retira del árbol las hojas muertas. Liberados de lo que no sirve más a esta nueva etapa de la vida, abrimos espacio a lo importante y valioso.

LIMPIEZA: Las corrientes de Aire, además de regular el clima y de transportar semillas, se encargan de limpiar el ambiente. Aspirar el fresco Aire de Imbolc, es hacer que el prana o el aliento de vida circule por el organismo recogiendo cualquier elemento nocivo para llenarlo con el Espíritu de los Dioses. La respiración es nuestro mejor aliado para ser vehículos de la Sabiduría Universal. Cuando tenemos aire limpio en el cuerpo, cuando inhalamos vida, esta se transmite a cada célula, órgano y sistema, y al final acaba por trascendernos y expandirse a nuestro alrededor.


Los 3 Regalos que nos da Imbolc por medio del Elemento Fuego

CALIDEZ: El Fuego de Imbolc aporta calidez a la tierra helada y desgastada por el invierno. El Fuego nos da la tibieza necesaria para comenzar a actuar en nuestros proyectos, nos reaviva lentamente encendiendo suavemente los motores para darnos impulso.

INTENCIÓN: Una práctica sencilla de meditación es observar la llama de una vela el mayor tiempo que podamos, manteniendo la atención solamente en ella, sin dejar que la mente vague. El Fuego concentra la atención y dirige la intención sobre los objetivos. Tener la mente centrada en lo que hay que hacer es crucial para empezar el año con una buena actitud y aprovechar todo el tiempo posible.

PURIFICACIÓN: Toda las costumbres relacionadas con Imbolc, hablan del Fuego como un elemento de Purificación. La temporada invernal deja restos de cosas que no se concretaron, que no llegaron a ser y hay que prender fuego en los campos para dejar el terreno limpio. Haz una limpia con sahumerio, purifícate dentro de un círculo de fuego, entrégale al Sol todo lo que no te corresponde, aquello a lo que ya no perteneces para que él lo transmute en combustible y te lo devuelva en energía.

 


Los 3 Regalos que nos da Imbolc por medio del Elemento Agua.

NUTRICIÓN: El hielo que durante el invierno detuvo la vida, ahora se transforma en agua nutricia que alimenta las semillas. El Agua de Imbolc proviene del deshielo de las montañas, es sagrada puesto que la funde el Sol y el Espíritu del Monte la lleva en su piel. A través del agua hidrata tu cuerpo, riega tus plantas y celebra la vida que llega bañándote con flores y plantas medicinales.

DESPERTAR: ¿Alguna vez te has despertado con el sonido del agua en movimiento? Si has dormido cerca de un riachuelo, sabrás que la sensación de vitalidad que aporta su flujo ininterrumpido es maravillosa. Abraza el despertar de la vida, fluye con el Espíritu del Agua y escoge el camino más amable, evitando toda resistencia.

FLUIDEZ: Cuando el Agua encuentra un obstáculo no lucha para derribarlo: simplemente lo rodea acariciándolo suavemente, hasta que de tanto abrazarlo el bloqueo cede. La enseñanza de esta Agua renovadora es avanzar, mantenerse en movimiento, fluir de la forma que sea para nutrir la tierra y a todos los seres vivos, fluir para transformarnos de un estado a otro. Ser sutiles y evaporarnos elevando nuestra vibración y luego condensarnos manifestando nuestros deseos volviendo a la Madre Tierra para hacer que nuestros proyectos fructifiquen.

 


Los 3 Regalos que nos da Imbolc por medio del Elemento Tierra

MANIFESTACIÓN: Imbolc comienza un nuevo ciclo de manifestación, aportando la tierra firme en donde se anclarán las raíces de todo lo que trabajaremos en la Rueda. La Tierra es el cimiento de lo que queremos en el Plano Físico, cuando carecemos de bases sólidas, de identidad y de seguridad personal, las raíces no tienen de dónde asirse y nuestros sueños se vuelven fantasías.

FERTILIDAD: La Tierra es nuestra Madre por excelencia, aun en este mundo tecnológico, dependemos de los productos del campo para alimentarnos. Así como Imbolc abriga la semilla y le da un suelo fértil, así nuestros objetivos se ven cobijados por la energía radiante y tibia del Sol en esta época. Siembra tus metas con la confianza de que estas crecerán altas y frondosas porque ella las proveerá de los nutrientes que necesitan para ser felices.

GESTACIÓN: En el vientre de la Tierra se conjugan calor y humedad para despertar el milagro de la vida. Allí, en el deshielo que libera el terreno para recibir el grano, nuestros sueños se incuban y transmutan. Cada ilusión que trabajas en Imbolc con el Elemento Tierra, es una semilla que, bien cuidada y con abundancia de amor, será en el equinoccio de otoño, un magnífico árbol con raíces profundas y ramas erguidas hacia el Sol.

 


Los 3 Regalos que nos da Imbolc por medio del Espíritu

FE: Cada nueva Rueda, nuestras esperanzas vuelven y comenzamos con una sonrisa. No importa lo mal que haya podido ser el ciclo anterior, saber que siempre tenemos otra oportunidad para hacer las cosas y para que los frutos sean mejores, siempre es reconfortante. La Fe es el gran regalo del Espíritu en la festividad de Imbolc. Fe en nosotros mismos y en las herramientas que tenemos, en lo que aprendimos en el pasado y en lo que los Dioses nos retribuirán en el futuro.VIDA: El misterio de la Vida hace su aparición nuevamente, después de que durante el invierno reinó la muerte para enseñarnos acerca del desapego. La Vida se manifiesta en Imbolc en las pequeñas flores que comienzan a brotar de la tierra aletargada. El Principio de Generación brota como un manantial del interior del corazón, dándonos una fuerza que nos guía con ahínco para completar nuestras metas.

CICLICIDAD: Frecuentemente decimos “Rueda” como sinónimo de año, quizás porque nos recuerda mejor que todo en el Universo es Cíclico. No solamente es dual, sino que además esos dos polos están en continuo movimiento. Los ciclos traen consigo la paradoja: por una parte nos ofrecen la seguridad de tener otra oportunidad, pero por otra parte, también nos dicen que nunca seremos los mismos al experimentar el mismo camino por segunda ocasión. El Espíritu nos da el regalo de tener los cuatro elementos: el Aire, el Fuego, el Agua y la Tierra, solo que ahora con un año más de experiencia.


Celebra IMBOLC con la Hermandad de la Diosa Blanca en la CDMX, este Domingo 29 de Enero.
Aquí está la información
Evento en Facebook

Creemos que te pueden interesar otros artículos de esta sección:

Imbolc y los 5 Elementos ~ Sabbats y Calendario Wicca y Pagano
Comparte tu valoración
Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedintumblrmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enter Captcha Here : *

Reload Image